Una leyenda de mexico

La sirena de Zirhuen. Hace muchos años, existió una mujer de nombre Erendira, se decía que era la mujer más bella de esa región, su padre se llamaba Tangaxoan, hubo un muchacho que la pretendía y el fingio que lo aceptaba, pero la condición para darle la mano de au hija era pelear contra el cacique purepecha que eran los enemigos del padre. El joven acepto sin pensar en nada.
Después de varias victorias contra los enemigos gracias al amor que le tenía a la princesa, regreso con el padre para que cumpliera con la promesa de la mano de su hija, le dijo que sólo le faltaba vencer a un príncipe muy fuerte y ágil.
El pretendiente le pregunto sobre está persona, pues quería saber quién sería su enemigo, y el padre le dijo que era contra el con el que tendría que pelear, ya que era lo único que le faltaba para tener a su hija.
La princesa al escuchar a su padre le pidió al joven guerrero que no aceptará ya que sí su padre ganaba lo mataria, y sí el ganaba ella no podría casarse con un perdedor. Al no poder hacer nada contra el padre decidió marcharse.
La hija le reclamó al padre que tampoco lo podía querer a el porque hizo que el guerrero que la quería se fuera para siempre. Se fue corriendo entre los cerros hasta que en lo alto sobre una roca se sentó a lloar para desahogarse, sus lágrimas eran tan pesadas que comenzó a formarse un pozo que ahogo al pueblo y a la misma princesa, lo llamaron el lago de Zirahuen.
Dicen que la princesa se convirtió en sirena y que hay personas que la han visto sobre el lago, y que confunde a los hombres con su amado guerrero y los ahoga en el fondo del lago, mientras sigue llorando por el abandono de su amor llena de tristeza.

SIGUIENTE LEYENDA:

LEYENDA ANTERIOR: