Leyendas mexicanas de terror largas

La niña de la iglesia. En una noche fría, un conductor de taxi después de un cargado día de trabajo decide tomar camino para su casa, cuando lo hace de repente alcanza a ver una jovensita que le hace la parada, pero como ya no quería trabajar no se para. Más adelante recuerda la muerte de un hermano de el lo asaltaron y lo mataron por caminar sólo en la noche. Piensa un poco pero finalmente regresa por la señorita, cuando se subió le pareció una joven hermosa, de unos 16 años aproximadamente, cuando le pregunto que a donde se dirigía le dijo que a cualquier iglesia, de referencia la más cercana para alcanzar la última misa de la noche.
Ya que llegaron a la iglesia el le dice que la esperara ahí afuera. Cuando se término la misa ella le pide que la lleve por donde la recogió, en la esquina de un cemeneterio, llegando allá la joven le dice que no tiene dinero para pagarle sólo tiene un relicario de oro que le dio su papá con mucho cariño la última vez que la vio, que se lo lleve a la direccion de el y que el alla le pagaria.
Cuado llega a la casa del papá le cuenta lo que pasó y le dijo que si es su hija, pero que ya tiene varios años muerta y que lo peor fue que nunca le pudo hacer una misa por la pobreza en la que vivían.
Se dice que la joven le mando el señor a su papá para que viera que ya había ido a misa y estuviera tranquilo, y esa fue la única vez que alguien vio a su hija, se dice que ya pudo descansar en paz.

SIGUIENTE LEYENDA:

LEYENDA ANTERIOR: