Leyendas mexicanas de brujas

La bruja de Durango. Hace muchos años existió una bruja que decía tener como aliado al mismísimo demonio, pero los habitantes del pueblo no le creían, pensaban que estaba loca y no creían en sus poderes, hasta que una vez la bruja tomo control de varios hombres y los ordenaba a cometer actos atroces hasta que se cansaron de ella y decidieron no seguir más sus órdenes e intentaron envenenárla , usando vidrio molido y aun así resultaba inútil hasta que un sacerdote y varios hombres decidieron quemarla, sobre sus cenizas arrojaron agua bendita y así fue como falleció esta bruja pero no sin antes lanzar una maldición a todos aquellos quienes estuvieron presentes en su muerte.

SIGUIENTE LEYENDA:

LEYENDA ANTERIOR: