Leyenda urbana del septimo piso

En el séptimo piso ocurrió una tragedia que sucedió realmente, luego de esto los acontecimientos paranormales tuvieron que dar lugar a que en el hospital de Monterrey no haya manera de entrar en el séptimo piso, este se encuentra totalmente clausurado para el paso de enfermeros, tanto como de personas o pacientes, esto es Leyenda urbana del septimo pisodebido a la historia que les contaremos, pero desde ya les decimos que no hay manera de ingresar, el elevador no para en dicha planta y las escaleras están clausuradas con una puerta para que no se pueda pasar.

Resulta que una enfermera atendía en el séptimo piso y era muy buena en su labor de salvar a los enfermos, pero entonces en un momento recibió la noticia mientras estaba en su jornada laboral que sus hijos tanto como su marido habían fallecido en un accidente, ella no pudo hacer nada para impedirlo porque se encontraba intentando que otras personas desconocidas no pierdan la vida, por eso es que los culpó para siempre por lo ocurrido en su ausencia.

Con el tiempo todas las personas que ella atendían comenzaban a perder la vida, ella les suministraba mal sus medicamentos y esto duró un tiempo hasta que un médico que pasaba la vio lo que estaba haciendo y la detuvo, se negó a detenerse y entonces como él le quitó el medicamento, ella salió corriendo hasta el área de limpieza y allí se cortó las venas cometiendo un suicidio.

Luego de que la enfermera malvada se quitó la vida, todo aquel que estaba en el séptimo piso moría de igual manera, pero lo peor es que en varias ocasiones se encontró a los pacientes gritando sin consuelo diciendo que estaban viendo a una enfermera pálida que les queria quitar la vida, también los médicos la habían visto, todo esto hizo como consecuencia que se clausure el piso para siempre.